Por merypreiti

Fotografía del sitio Quesabesde - tomada con Olympus E-20, f2, 1/10 s, ISO 320

De seguro has sentido nombrar los términos “número ISO” o “sensibilidad ISO” en más de una ocasión, y probablemente sepas que en situaciones de poca luz es conveniente aumentar su nivel, mientras que en condiciones opuestas hay que bajarlo. Sin embargo, en esta pequeña entrada te mostramosqué es exactamente y por qué es necesario ajustarlo de ese modo.

El ISO se refiere a la sensibilidad de la cámara a la luz, y por lo general su rango estándar va de 80 a 1600. Cuando la luz pasa a través del objetivo es detectada por el sensor de la cámara; entonces, si el ISO fijado es alto - como de 800 por ejemplo -, la foto aparecerá muy clara. Pero con un grado de sensibilidad inferior - como ISO 100 por ejemplo - , la imagen será más oscura.

En la fotografía digital, lo mejor suele ser dejar el ISO en un nivel inferior - más o menos en torno a los200 - en condiciones de buena luz. Esto se debe a que el ISO elevado da lugar a una una interferencia electrónica que produce en las imágenes un efecto granulado multicolor conocido como “ruido“, aún cuando el tiempo de obturación sea muy corto. Dicho ruido suele ser más evidente en los sectores oscuros de la imagen que en los claros.

Poner Imagen

Nikon D300, F/22, 3s, ISO 200, a plena luz del día - Fotografía de macolo39

Por otro lado, si tienes un ISO bajo puedes compensar esta baja sensibilidad con una velocidad de obturación un poco más lenta, de manera que la luz adicional que ingrese al exponer el sensor durante más tiempo ayude a capturar la iluminación adecuada.

Pero obviamente, habrá situaciones con muy poca luz, en las que será necesario aumentar un poco la sensibilidad sin aumentar la velocidad de obturación, como ocurre en la fotografía que ilustra esta entrada. De esto se desprende que el nivel de sensibilidad ISO debe ser determinado en conjunto con otros factores, como la apertura, la velocidad de obturación, y las fuentes de iluminación - sean naturales o adicionales, como en el caso del flash.

De todos modos, puede ocurrir que en un mismo lugar se tomen dos fotografías con la misma configuración pero con diferentes cámaras, y que en ambas tomas idénticas haya diferencias con respecto a los niveles de ruido. Esto se debe a que cada cámara tiene sus características particulares, por lo que es necesario no sólo familiarizarse con la teoría, sino también con nuestro equipo en la práctica.

Canon EOS 7D, 1/6 s, f5, 3200 ISO - Fotografía de Maherjos

Referencia:

http://www.photoguides.net/the-exposure-triangle